Bienvenidos a www.paulownia.ws


El inicio del cultivo de la Paulownia en nuestro país ha sido un tanto incierto y autodidacta para las pocas personas que encontraron en ella las suficientes ventajas económicas para emprender ésta aventura.

Éste es el motivo por el cual he sentido la necesidad de crear este website, reunir y llevar a cabo una recopilación más o menos exhaustiva y seria de información, sacada de internet, de productores y cultivadores de Paulownias, así como de mi experiencia personal con estos árboles de rápido crecimiento.

La información que se encontrará en este website, principalmente, estará relacionada con el aprovechamiento de la Paulownia para madera, a pesar de que éste árbol sin duda tendrá una repercusión importante para la obtención de biomasa, debido al rapidísimo crecimiento y la necesidad relativa de agua para su desarrollo. No dejaré pasar la ocasión de enumerar las ventajas medioambientales y otros usos de la Paulownia, como es por ejemplo la producción de miel de calidad.



A nivel personal, trabajar con la Paulownia ha supuesto para mí una experiencia enriquecedora en muchos aspectos, no solo por poder tratar casi con el árbol perfecto para las necesidades medioambientales actuales, si no, también descubrir la importancia que determinados árboles pueden tener en la cultura de otros pueblos. Puede que sea el momento de retomar determinadas actitudes respecto a nuestras raíces, y hacer un uso más racional de los recursos que tenemos a nuestro alcance.

Si la presión sobre los bosques nativos y primarios continúa al ritmo actual, sin remedio estaremos al borde de lo peor. Una respuesta eficaz es plantar árboles con aprovechamiento económico para reducir la devastación que padecen los bosques y abastecer la demanda de madera. Esto no creo que sea posible sin la participación del mundo rural, con una nueva cultura del árbol, una especie de silvicultura social y de integración de los árboles al sistema de cultivos tradicionales, complementando así la economía rural.

La apuesta por la Paulownia es clara, no sólo a Europa, si no también al resto del mundo. La Paulownia no es la única solución, no está sola, hay otros árboles y cada uno de nosotros debería encontrar el suyo. Como ya he dicho antes, hace falta una nueva cultura del árbol, una nueva consciencia del mundo donde vivimos, como el sueño de Elzéard Bouffier, protagonista del cuento "El hombre que plantaba árboles" de Jean  Giono.


../arriba